jueves, 2 de julio de 2009

La última voluntad

Pues sí, yo también quiero ir a una fiesta de Berlusconi!!!